miércoles, 19 de enero de 2011

Frente al espejo


Mira que eres presumida.
Cuántas veces habré oído esto mientras me arreglaba el pelo: flequillo a la izquierda, flequillo a las derecha, sin flequillo, otra vez a la izquierda....
Pues si, algo presumida si que soy para que nos vamos a engañar... Me gusta llevar el modelito (o hato que diría mi abuelo) adecuado para cada ocasión, incluso para hacer senderismo si se da el caso.
Por eso esta tienda del barrio de Salamanca con el escaparate dando la bienvenida frente a la salida del metro de Diego de León no pasó desapercibida para mi la primera vez que la vi. Ni la segunda, ni la tercera, ni la cuarta... muy a mi pesar sigo viéndola cada lunes. He visto como ha ido cambiado su escaparate poco a poco, alguna que otra vez he entrado a ojear y finalmente me he puesto frente al probador y he picado...
Creo que puede servir como escusa para por fin contar mi historia de estos últimos meses.

El conflicto comienza en septiembre cuando a raíz de un embarazo molar me diagnostican una enfermedad trofoblástica que parece de ciencia ficción, que hay que controlar y que se va complicando hasta desembocar en una guerra dividida en lo que parece serán duras batallas de quimioterapia.
La tristeza de haber perdido la ilusión de una nueva vida queda en segundo plano para luchar ahora solo por mi propia salud.

Lo primero es hacerse a la idea, preparar la mente para lo que se avecina y armarse de mucho valor con suficientes cartuchos de optimismo.
Lo segundo es llevar en tu petate todo el apoyo de los que te quieren y a los que necesitas pero también hacerles saber que eres fuerte y no caerás.
Y lo tercero... como todo soldado... pasar por peluquería y meter la tijera a esa cabellera pelirroja, teñida si, pero tan propia que ya ni los que te conocieron como una niña rubita te la cambiarían.
De primeras "solo" treinta centímetros para quedar casi como Lilu, son los más traumáticos y por mucho que el peluquero te diga que estás más guapa así, por mucho que tu prima Anita que ya siendo un bebé te veía bonita te diga que estás mona de cualquier manera y aunque sepas a ciencia cierta que tu marido, aunque te conviertas en la caracono, te seguirá diciendo "y yo a ti preciosa", como no lo haces porque realmente quieres ni siquiera te ves más guapa que cuando te mirabas en un espejo de la discoteca con la melena totalmente encrespada diciendo "que asco de pelo un día me lo rapo".
En vísperas de la segunda batalla nuevo corte para quedar ya como Juana de Arco (esque Mila Jovovich me encanta).
Y desde entonces cada mañana me doy un tirón pensando si seguirá ahí, y ahí sigue cuando ya me preparo para la cuarta batalla.
No se si finalmente me convertiré en pirata, pero de ser así no me quedará más remedio que coger el timón de mi bergartín y luchar con diez cañones por banda viento en popa a toda vela.

Presumo también de ser buena paciente por eso hice caso al doctor cuando me recetó muchas sonrisas y me prohibió totalmente las lágrimas. Tengo mis truquitos para desahogarme, hay quien fuma mariguana, yo prefiero este de llorar palabras, sobre todo en las noches de insomnio de hospital.

Y si alguna chica en mi situación lee esta entrada debe saber que ni el mejor pelo Pantene, ni el mejor color de cara puede hacer más bello el rostro que una luminosa sonrisa nacida de las ganas de disfrutar de cada día. Es más, el mejor piropo que recuerdo fue una frase que me dijo un amigo por chat desde el otro lado del charco después de mucho tiempo sin hablar cuando le dije que estaba bien, todo igual que siempre: "¿tan sonriente como siempre? yo te recuerdo así", dijo él.
Para todo lo demás:pañuelos, gorros, sombreros, maquillaje, vestidos de colores, collares, pendientes, abalorios..... que se pueden comprar en esta coqueta tienda con fachada verde esperanza y nombre de agradecimiento.

¡Gracias a todos por el apoyo que me estáis dando!

12 comentarios:

Toñi dijo...

no se que decirte, me alegro de como estas, espero que todo vaya bien, que llegue todo lo bueno que te tiene que llegar, que siempre sonrías, por dura que sea la batalla, y que seguro que ganas y consigues lo deseas.
Lo siento si no te digo mas cosas pero me has dejado sin palabras... un beso.

Laura dijo...

Gracias Toñi, no hay nada que decir, me basta saber que me apoyais y estáis ahí. Esta es solo mi forma de desahogarme y sacarlo todo afuera.
Un beso.

Ana dijo...

Claro que la belleza está en sonreir en estar contento y bien con uno mismo y aunque a veces se hace dificil no puedes caer y dejar de hacerlo, sonrieeee.
El pelo? me alegro de que siga ahí,peliroja,rubia,melena larga o corta estás guapísima.
Que más te puedo decir yo??
Que eres la mujer más luchadora del mundo y que vas a ganar la batalla,que eras una monada rubita preciosa y que eres una bonita mujer.
Sigue así adelante y con esperanza veras como todo pasa y conseguirás por fín lo que más deseas,despues de tu salud,ser madre.
Mucho ánimo para este último tramo de la batalla y ... ya sabes que estoy aquí.
Muchos besitos y de nada :)

Flores dijo...

Joder lo has bordado, de parte de uno que se acuerda de cuando eras rubita y sonriente, que sigas sonriendo con o sin pelo pero siempre sonriendo...
Animo y besos

Laura dijo...

Gracias Ana, se que estás ahí.

Gracias Flores, si, te haré caso siempre sonriente!!

Besos a los dos.

Conchi dijo...

No te pude saborear de rubia pequeñita, pero si se que eres una pelirroja GIGANTE y si en mayusculas no se me fue el dedo.
Ahi gente que piensa que internet es un comecocos, una perdida de tiempo..a mi me sirve para conocer a gente valiente y luchadora como tu, descubrir a primas que no conocia por falta de contacto y porque "soy la mayor" con diferencia, pero se que cada dia me alegro mas de tener este contacto con mi gente.
Laura que te voy a decir que no te hayan dicho, eres genial.
A por el cuarto asalto que ganaras, aunque haya que comprarse un pañuelo pirata, que por cierto son monisimos y tu con pelo largo, corto o pirata eres guapisima, por dentro y por fuera.
Besosssssssssssss mil.
No dejes de escribir nunca!!!!

sagra dijo...

Me dejas sin palabras Laurita,sabes que no esque estes guapa es que ERES GUAPA,rubia,pelirroja,.....dá igual,quien te conocemos sabemos lo que eres y como eres y nos has demostrado a todos una lección,sabes que aquí estoy aunque me haga pesá algunas veces jejejeje,a por la cuarta y a por el final, que ya queda poco,y a partir de ahora todo será mejor,besitos

alicia dijo...

Guapa
Me has dejado con un nudo en la garganta,y mis ojos inundados. Pero tambien con una sonrisa, porque me alegro muchisimo que seas tan optimista.

Laura dijo...

Joer primas!! me vais a hacer llorar... y no puedo!! jejeje.

Conchi para mi que no soy de mucho teléfono internet es la mejor forma de comunicarme y también me alegro mucho de tenerte por aquí prima mayor :-)

Sagra se perfectamente que estás ahí y no eres una pesada, pedorra!!!


Ali, estoy bien, solo es mi forma de desahogarme, me alegro que te haya gustado y que lo hayas leido, gracias por estar ahí.

Muchos besos a las tres.

Emilio dijo...

Mucho ánimo Laura! hay que tener mucho valor para contar algo así, bueno, primero para asumirlo y luego contarlo y estoy convencido de que con ese espíritu conseguirás lo que quieras.

Lo dicho, mucho ánimo y a seguir luchando ;)

Laura dijo...

Gracias Emilio y bienvenido!

Urkiha Rodrigo dijo...

Mi jefe del rastro vive justo en el portal de al lado

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...